martes, 10 de septiembre de 2013

Como agua para chocolate - Laura Esquivel


Título: Como agua para chocolate
Autora: Laura Esquivel
Género: Drama, Romance
Año: 1989

¿Película?: Si.
Sipnosis: Tita es la pequeña, vive en un rancho con sus hermanas y sus sirvientas, y pese a saberse condenada a no poder gozar del amor por tener que hacerse cargo de su madre, no renunciará a Pedro. Él también la ama, pero se casará con su hermana Rosaura para poder seguir cerca de ella. Tita se refugia en la cocina y se entrega a la elaboración de platos mágicos capaces de transformar las emociones y el comportamiento de quienes los prueban, a la espera de que su trágico destino se cumpla. (Lecturalia)








A este libro le doy un 7/10


Mamá Elena  y Rosaura serán los personajes más odiados del libro. Cuando los empieces a leer las odiarás de inmediato. La madre ,una controladora compulsiva, que no piensa en la felicidad de su hija, sino en su propio bienestar. Rosaura, la hermana egoísta y bastante superficial. Estas dos individuas, y es que no se les puede llamar de otra manera, harán la vida de Tita imposible. Incluso después de muertas. 

Lo peor que tiene este libro son las recetas. Que aburren, bastante. Y más aburrirán si no te gustan cocinar. Además, si eres español, no entenderás la mitad de la receta ni de la explicación. En ocasiones el libro puede resultar un poco aburrido, ya que la vida de Tita gira en torno a la cocina. 

Lamentarás las decisiones que toma Tita a lo largo de la historia, porque su vida hubiera sido mejor de otra manera. Mi personaje preferido es Gertrudis, creo que fue la única en tener el valor de liberarse del yugo de su madre y conseguir la felicidad, ya fuera de una manera u otra. El amor de los protagonistas es demasiado extraño. Y digo extraño en plan malo, no en plan "Guau, qué original"

El final personalmente no me gustó. Me pareció raro, demasiado raro. Debo añadir que el libro tiene una fantasía fuera de lo común. Extraña , y en muchas ocasiones, ridícula. Pero de todas maneras, el libro es muy aceptable y fácil de leer. Te lo puedes leer en un día si te lo propones ( y si te gustan mucho las recetas). Pero bueno, no está mal, la historia es curiosa y el final raro. 

Y ya se que soy muy pesada, pero este libro se lo aconsejo a todos aquellos a los que les guste la cocina. Mucho.